La provincia de Buenos Aires habilita la pesca comercial de pejerrey

Desde este lunes 15 de marzo, el Gobierno de la provincia de Buenos Aires dejó habilitada la pesca comercial del pejerrey.

La respuesta del Ministerio de Desarrollo Agrario apareció tras una protesta que el viernes último llevaron adelante pescadores artesanales que cortaron el acceso a la ruta nacional 5, a la altura de la localidad de Beruti, ubicada a 30 kilómetros al noreste de Trenque Lauquen

La protesta de los pescadores artesanales se produjo porque desde hacía 7 meses no podían ejercer la actividad por la emergencia sanitaria.

Con camionetas, lanchas y pancartas un numeroso grupo de pescadores y vecinos se concentraron en el ingreso a la vecina localidad donde expresaron su reclamo.

La protesta de los pescadores de Beruti (Foto: La Opinión de Trenque Lauquen)

Tras la protesta, el ministro de Desarrollo Agrario, Javier Rodríguez, anunció por LU 11 la apertura de la pesca y añadió: “Estamos abriendo precisamente la pesca de pejerrey a partir de este lunes, 15 de marzo”.

Rodríguez dijo entre otras cosas que “las últimas licencias fueron correspondientes al mes de diciembre” y que “siempre ocurre que en el período estival hay una merma y por lo tanto una recomendación acerca de no pescar, y lo que se está haciendo como absolutamente todos los años es arrancando con la pesca aproximadamente a mediados de marzo”.

Ricardo Rivero, uno de los pescadores que participó de la movilización,  destacó que : “Estuvimos esperando 7 meses para volver a trabajar pagando los impuestos y cumpliendo con todo como corresponde, y la verdad que ya no daba para más la situación. Ninguna familia puede sobrevivir tanto tiempo sin trabajar”, apuntó en La Opinión de Trenque Lauquen.

De la pesca artesanal del pejerrey viven 300 familias de la región

Además añadió que mientras se desarrollaba la manifestación a la vera de la Ruta 5 “llegó una información del Ministerio donde informan que mañana se podrían pagar los impuestos y ya el lunes estar pescando”.

El pescador relató la difícil situación que atravesaron durante todo este tiempo y destacó: “La verdad que estábamos desesperados, ya no teníamos cómo sobrevivir. Somos alrededor de 300 familias las que estamos paradas. Más allá de que son cerca de 50 los pescadores hay un montón de gente que vive de esto”.

El pescador reconoció, asimismo, que si bien existe un período de veda para la pesca de 3 meses que es necesario ya que en ese tiempo se produce el desove del pejerrey a ellos los demoraron más tiempo.

“Nos tuvieron 7 meses sin dejarnos trabajar. Hubo cuatro meses en los que no pudimos pescar y no nos pudieron justificar por qué”, señaló.

Al respecto consideró: “Acá hay un trasfondo político, nos dicen que no pero lo sabemos. Pero nosotros somos trabajadores, lo único que queremos es poder trabajar, no tenemos nada que ver con eso. No nos interesa la política ni de un lado ni del otro. Lo único que queremos es trabajar y darle de comer a la familia”.

También añadió: “La pena que te da es que uno tenga que terminar haciendo una movilización como la que se hizo para que te dejen trabajar de manera legal. No pedimos ni subsidio ni que nos regalen nada, simplemente que nos habiliten a realizar nuestro trabajo, que es de lo que vivimos y vive gran parte del pueblo”, concluyó.

Ultimas noticias

CURSOS Y TALLERES EN LA UP

0
Desde la Dirección de Educación, dependiente de la Secretaría de Cultura de la Municipalidad de Nueve de Julio, y a través de la Universidad...

NUEVO TALLER EN LA UP