Fiat y Peugeot se fusionan a nivel mundial en una nueva empresa: Stellantis

Las automotrices Fiat Chrysler Automobiles y Peugeot SA anunciaron este miércoles que la marca corporativa del nuevo grupo resultado de la fusión será Stellantis.

La difusión de la nueva denominación -tiene sus raíces en el verbo latino “stello” que significa “iluminar con estrellas”- supone un paso importante a medida que avanzan hacia la finalización de su fusión 50:50, prevista para el primer trimestre de 2021.

El acuerdo, sellado el 18 de diciembre de 2019, está aún sujeto a las condiciones de cierre habituales, incluida la aprobación de los accionistas de ambas compañías en sus respectivas Juntas Generales Extraordinarias y el cumplimiento de los requisitos antimonopolio, así como reglamentarios.

Según el comunicado de prensa, ambas compañías al unirse “crean uno de los nuevos líderes de la próxima era de la movilidad preservando el valor excepcional del conjunto creado y los valores de las partes que lo componen”.

Stellantis combinará “la escala de un negocio global con una excepcional amplitud y profundidad de talento, know how y recursos capaces de proporcionar soluciones de movilidad sostenible para las próximas décadas”, explicaron.

En Argentina

El nuevo grupo pasaría a ser uno de los más importantes a nivel mundial, y probablemente ocupe en Argentina la primera posición en el ránking de producción.

Hoy se producen en el país los siguientes modelos del Grupo Stellantis: por el lado de PSA, bajo la marca Peugeot 208, 308, 408 y Partner; con el logo de Citroën en la parrilla, C4 Lounge y Berlingo.

En el caso de Fiat, el único modelo es el Cronos.

Las marcas que se juntan

La revista Parabrisas recordó que hasta ahora era Volkswagen el consorcio que más cantidad de marcas integraba dentro de su estructura, 11: la propia VW con sus líneas de vehículos livianos, utilitarios y comerciales; Audi, Porsche, Bentley, Bugatti, Ducati (motos), Lamborghini, MAN (pesados que incluye a VW Camiones y Buses), SEAT, Skoda y Scania.

Ese récord será superado por Stellantis que tendrá 13 marcas. Peugeot, Citroën, DS, Opel, Vauxhall llegan desde el ala de la francesa; mientras que la italiana aporta a Fiat, Alfa Romeo, Abarth, Maserati, Lancia, Chrysler, Jeep y Dodge.

Ambos consorcios, el alemán y el que está naciendo, cuentan con una significativa amplitud en la oferta para todas las gamas, aunque ambos tienen terrenos que explorar: Volkswagen carece del volumen que tiene FCA (y al que se suma PSA ahora) en pick ups, pero los alemanes dominan el territorio de los pesados con Scania y MAN, dos referentes mundiales en el segmento en el que Fiat tiene su división Profesional, pero desde Francia no hay aporte.

Cuarto fabricante

Los dos grupos procederán a una unión entre iguales de sus actividades para “crear el cuarto fabricante de automóviles mundial”. Actualmente, el podio de las ventas tiene, en orden, a Volkswagen, la alianza franco-japonesa Renault-Nissan y el japonés Toyota.

La nueva entidad, que cuenta con más de 400.000 empleados, tendrá un volumen de negocio consolidado de cerca de 170.000 millones de euros (190.000 millones de dólares) y ventas anuales de 8,7 millones de vehículos.

En 2018, Peugeot vendió 3,9 de vehículos y facturó 82.000 millones de dólares. Fiat vendió por su parte 4,8 millones de vehículos y facturó 122.000 millones de dólares. La valoración bursátil rondaría los 50.000 millones de dólares, de acuerdo a la estimación de especialistas en Bolsa.